lunes, 15 de noviembre de 2010

Curvas

Alguna vez, las mujeres deberíamos hacer un curso de piropología flexible, para incluir en el rubro de halago todo lo que, hasta la actualidad, nos parece un tren de alta velocidad que viene de frente. Lograr ese conocimiento me permitiría sobrellevar situaciones como ésta:

Concubinovio: che, la verdad es que Belén Francese se convirtió en una catita total.
Insolada: ¿en qué sentido le decís "catita"?
Concubinovio: y, en que está ancha de caderas.
Insolada: ajá, pero yo tengo las caderas más anchas que ella.
Concubinovio: bueno, pero vos trabajás de otra cosa.

Si alguien quiere saber lo que experimentaron los espectadores de la primera película proyectada, ésa en la que la locomotora iba directamente hacia la pantalla, le recomiendo que dramatice este diálogo de la vida cotidiana. Pero no terminó ahí, porque cuando estaba sacándome el hollín de la cara, quitando el canto rodado de las sandalias y ensayando torniquetes autogestionados después del choque, él vino y acotó:

Concubinovio: ¿y sabés qué más? ¿Qué es lo que vos tenés que ella no?
Insolada (piensa): (ojos brillantes, suaves pies, sensuales piernas, torneados brazos, dientes parejos, pelo lindo, ¿cuál mentira me dedicará? ¿cuaaaaaaál?)
Concubinovio: tenés onda.

Mmmmgrrrrhhfffgglllmmmmhjjjjjtttttgggggrrrrrdddd.

10 comentarios:

ene dijo...

Bueno menos mal que es concubinovio, porque lo que le sigue a esa frase es .. y sos muy buena mina tambien
La pala para enterrarte te la dio el o la tenias en algun lado?

Igual, digamoslo en serio, que otra cosa se puede esperar de un hombre?!

MaGui (Sí, sí... la misma) dijo...

jaja es como cuando mi amigo formoseño me dijo lo mucho que dormía una amiga en común... y yo le dije "pero yo duermo el doble que ella" y él dijo
"si bueno, pero vos dormís con con onda... es un arte del dormir lo tuyo"
jjajajaja
que grande el concubinovio
Yo quisiera ser así de caderona como Francese

chusmiando dijo...

q tiene de malo? peor es q t hubiese dicho: tenés menos onda

Ro dijo...

El gran problema siempre es el mismo. Nosotras nos enroscamos pensando mil opciones y a ellos les sobra con una y siempre es la más insignificante desde nuestro punto de vista. Choco preguntaría: "¿eso es que tenés rock?". Besos y aguanten nuestras caderas que a ellos les encanta tener de dónde agarrar, jejeje.

Andre, la Solterita dijo...

Jajasjajajaj! El clásico caso de "mejor dejala así Roberto, cuanto más la querés arreglar, más la cagás"

Igual, concu .... me caes bien. Pero a Insoleta la quiero más

Laura dijo...

ene: la pala siempre está en mi bolso. Enterrada sí, dependiente no, ja!
Mag: así de caderona, y así de piola, claramente.
chusmiando: con ese optimismo, llegará lejos en sus relaciones de pareja. Desde acá, las inconformistas la/lo felicitamos.
Ro: con mis caderas, más que rock puedo tener una colección de 150 hits de la cumbia.
Andre: totalmente de acuerdo, no le pongas puntilla a ese mantel de hule porque queda peor. Y obvio que tenés que quererme más a mi que a mi concu!

demasiadolistas dijo...

Pero yo quiero la cadera de Franceseeeee porque con MI onda no estoy llegando a mucho!!!! jajaja
Idola insolada!!! Vos sos un ser con brisho!!! si si con mucho brisho!!!!

(M)

Hernán Carreras dijo...

Un poeta el concubinovio....

Luciano Saracino dijo...

Mientras leía los comentarios pensaba en qué responder a cada uno de ellos (soy el concubinovio; qué tal). Pero ahora que estoy acá me digo que mejor no.
Sólo una cosa: los tipos que buscan minas con caderas y tetas y esas cosas pueden pasar de largo. Algunos buscamos cosas mucho más importante. Y, por más que haya buscado, la onda es una de las características más hermosas que puede llegar a tener un ser humano.
Ya está. Lo dije.
Al que no le guste, ya sabe: lo dijo el Diego así que no lo voy a repetir yo.

Laura dijo...

demasiadolistas: totalmente; un fin de semana playero con las caderas de Francese, y me guardo la onda para hacer trámites por teléfono.
Hernán: un poeta maldito.
Lucho: las minas con caderas óptimas y tetas al viento NUNCA pasan de largo. No mientas sólo porque estás en mi blog. Te conocemos.